Archive for ‘Arroyo, Eduardo’

06/02/2017

El ocaso de los filósofos

eduardo-arroyopor Eduardo Arroyo – Muy pocos, posiblemente, en los últimos 2500 años de la historia de Occidente fueron peor tratados por la élite política de un país que Platón en Siracusa. Pese a su constante voluntad de servir a un orden político más justo, por tres veces fue secuestrado, vendido como esclavo o hecho prisionero. A causa de esto, al final de la inmortal carta VII, Platón nos dice que, tras su funesta experiencia con los políticos, se vio obligado “a reconocer, en alabanza de la verdadera filosofía, que de ella depende el obtener una visión perfecta y total de lo que es justo,

Etiquetas: ,
12/05/2015

El fraude de la “ideología de género”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoAlguien formula una pregunta en el portal canadiense dedicado a la ciencia www.science.ca. Se trata de una mujer de 38 años que instruye en prácticas de tiro a las fuerzas del orden de la ciudad de Sacramento, California, Estados Unidos. Pregunta acerca de si cabe esperar diferencias entre hombres y mujeres y si existe alguna recomendación sobre técnicas y estilos adecuados para cada sexo.

La respuesta no se hace esperar: “No puedo hacer ninguna recomendación técnica pero me atrevería a predecir que las mujeres serán o llegarán a ser tan buenas como los hombres con un blanco estacionario pero no cuando el blanco se mueva.

04/05/2015

Una crítica identitaria al “Trans-Pacific Partnership” (TPP)

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – En los EEUU, el Partido Republicano tuvo su último éxito electoral gracias, entre otras cosas, a los excesos de poder del Presidente Barack Obama, ampliamente denunciados por los republicanos. Ahora, sin embargo, callan estruendosamente ante la aprobación del Trans-Pacific Partnership”(TPP), un acuerdo de “libre comercio” transpacífico, por la vía del “fast track”.

Mediante el “fast track”, el Congreso renuncia a los poderes que le permitirían enmendar las decisiones del presidente Obama en sus negociaciones con otras 12 naciones para firmar dicho acuerdo. En esta ocasión, Barack Obama está actuando como un dictador sin que nadie lo denuncie como tal: Republicanos y Demócratas, salvo excepciones, van todos a mantener un silencio cómplice.

06/11/2014

El mito de la “convivencia”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoUno de los mitos más queridos de la transición española y del régimen político actual es el de la “convivencia”.

Pocos recuerdan hoy el antecedente de este mito en la propaganda del Partido Comunista en torno a la “reconciliación”. La imposición de este mito -contrafactico y absurdo- es uno de los éxitos más grandes de la historia de la estrategia política en nuestro país, dejando al margen la consideración ética que puedan merecer este tipo de operaciones.

La idea difundida era que, tras la Guerra Civil, el país pertenecía exclusivamente a los vencedores. Por consecuencia, España seguía dividida y la “reconciliación” no se había producido.

Naturalmente, los españoles de 1975 tenían en su abrumadora mayoría superada la Guerra Civil pero una ínfima minoría militante vivía su rencor guerracivilista como verdadero motor de su camino hacia el éxito electoral.

25/10/2014

Las consecuencias de la corrupción. “Tarjetas opacas”, una consecuencia del politicismo

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Un nuevo caso de corrupción ha saltado a los medios: las “tarjetas (bancarias) opacas”. “Consejeros” de Caja Madrid, nombrados por los partidos, gastaban cientos de miles de euros sin control mientras a sus trabajadores se les reducía el sueldo o se estafaba el dinero de las “preferentes”.

En el asunto están implicados todos los grupos políticos. Si la izquierda se pretendía limpia de polvo y paja, no solo supimos en su momento que el eurodiputado Willy Meyer era dueño de una SICAV de millones, sino que ahora, en el nuevo asunto de las tarjetas bancarias, aparecen implicados principalmente cargos del PSOE, junto a dirigentes de UGT, CCOO y nuevamente Izquierda Unida.

23/10/2014

¿Hay un sitio para un partido católico?

EDUARDO ARROYO
por Eduardo Arroyo – La postura del PP en el tema del aborto y el carpetazo a la modificación de la reforma de la ley Aído -que no era una defensa del no nacido sino el retorno a una ley de supuestos- ha llevado a pensar a un amplio sector del electorado del PP que éste no es, en definitiva, su partido.

La sensación de frustración ha sido enorme y se ha visto reforzada si cabe por las palabras del obispo de Alcalá, Monseñor Reig Pla, y por las del obispo de San Sebastián, Monseñor Munilla. La izquierda y demás, naturalmente, ha vuelto a repetir el mantra de que la Iglesia quiere “imponer” sus opiniones y que los obispos deben callarse, actualizando una vez más el viejo sueño “progresista” de relegar el hecho religioso al gueto de lo privado.

Nada nuevo, como se ve. Lo que sí que es nuevo es la lectura que realiza mucha gente conservadora, que no se encuentra cómoda en el entorno del PP.

14/10/2014

No esperar nada de élites podridas

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Con motivo del carpetazo del PP a la reforma de la Ley del Aborto del ahora exministro Alberto Ruiz Gallardón, el obispo de Alcalá de Henares Monseñor Juan Antonio Reig Pla, se ha dirigido a los católicos en un documento titulado “Llamar a las cosas por su nombre. Un verdadero reto para los católicos” donde cabe destacar los siguientes párrafos:

“Ha llegado el momento de decir, con voz sosegada pero clara, que el Partido Popular es liberal, informado ideológicamente por el feminismo radical y la ideología de género, e “infectado”, como el resto de los partidos políticos y sindicatos mayoritarios, por el lobby LGBTQ; siervos todos, a su vez, de instituciones internacionales (públicas y privadas) para la promoción de la llamada gobernanza global al servicio del imperialismo transnacional neocapitalista,

15/09/2014

¿Dónde escapar?

EDUARDO ARROYO
por Eduardo Arroyo – Leo la edición digital de ABC y me propongo firmemente ir abandonando la vieja costumbre familiar de leer dicho diario. La versión en internet no solo se parece cada vez más al antiguo El Caso, sino que además reitera ad nauseam las obsesiones ideológicas que ocupan el cerebro de los prebostes directivos: santificación laica del capitalismo –en estos días, en la figura del fallecido Emilio Botín, al parecer prócer universal-; repetición incansable de los tópicos neoconservadores atlantistas, aún contra la evidencia, especialmente en boca de Hermman Tertsch; “panisraelismo” y “anti-rusismo” irracionales y absurdos y obsesión “vintage”, muy hipertrofiada, por la Segunda Guerra Mundial, todo ello adornado con un amarillismo insoportable, en el nombre de España, naturalmente.

Cansado de lo terrenal me refugio en lo sobrenatural. Casi por casualidad, echo mano de un calendario de 2014 del Sagrado Corazón que ronda mi escritorio. Abro al azar una página y leo, en el anverso de la hoja correspondiente al día 2 de septiembre un texto encabezado por el título: Sensibilidad intercultural. Confieso que no lo esperaba.

21/08/2014

Familia y política

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoDecía Russell Kirk que detrás de toda política se oculta la pregunta por el sentido de la vida del hombre. Por eso en la época actual, materialista hasta los tuétanos, prima fundamentalmente lo económico y en la política del día a día se habla casi siempre de economía.

Los economistas devienen hombres políticos y los políticos agachan las orejas abdicando de su función y otorgando a los economistas un poder que no deberían tener. Las decisiones políticas son suplantadas por medidas de gestión económica.

Las funciones monetaria y financiera no recaen en el Estado, ni siquiera como árbitro para evitar los desmanes del mercado, sino que todos aceptan sin demasiada discusión que el Estado no debe inmiscuirse en el modo en el que ciertas fuerzas, a las que nadie ha elegido, hacen de la política monetaria y financiera.

11/08/2014

Basura de la época: desde Pujol a Podemos

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoMiramos a nuestro alrededor en la política y solo se ve una cosa: basura. La confesión de parte del execrable Jordi Pujol es un buen ejemplo. Con cara angelical ha venido a pedir disculpas.

Él creyó que Cataluña era su cortijo. Con lo que tenía que ocultar no es de extrañar que quisiera librarse de el poder de coerción de cualquier Estado que no fuera el propio, el hipotético Estado catalán. Esto es: no quería, y no quiere, la “independencia” de Cataluña, sino que quiere su propio cortijo donde delinquir impunemente. Llegado el momento ha dejado en el poder a un lacayo servil con el que garantizarse la impunidad: Artur Mas y sus amigos de ERC

¿Todo es tan simple? No. ¿Quién puede creer que tras treinta años en la arena pública nadie sabía las andanzas de la familia Pujol? ¿No lo sabían los gobiernos sucesivos de UCD, PSOE, PP, otra vez PSOE y ahora PP? Es muy posible que el asunto haya estallado ahora por el llamado “desafío soberanista”. En efecto, más vale tarde que nunca pero eso no responde a la pregunta anterior: ¿se sabía o no se sabía antes?

01/08/2014

La iglesia de Sutton Courtenay

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Si el negocio de profeta es arriesgado, pocos pueden blasonar de un éxito completo, como sucede con Eric Arthur Blair, más conocido por su pseudónimo de George Orwell.

El antiguo combatiente en la guerra de España –lo suficientemente honrado para percatarse de la gentuza dirigente de la izquierda española, cainita y asesina hasta la médula- puede reposar tranquilo en su tumba de Sutton Courtenay, enhiesta sobre la verde pradera de una preciosa iglesia anglicana.

Tras el fascinante periplo intelectual plasmado en sus novelas, la honradez intelectual –hoy rara virtud- le llevó finalmente a retornar a sus raíces y a una quizás tardía reconciliación con su pasado cristiano, después de la farsa “revolucionaria” vivida en la España de 1936. Pasó sus últimos días en Londres con la Divina comedia como libro de cabecera –el más importante poema de toda la cristiandad- y pidió ser enterrado conforme a los ritos de la Iglesia de Inglaterra. Sin embargo es más que posible que ese anhelo de Absoluto le acompañara siempre.

13/06/2014

La verdadera abdicación

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoLo decisivo es que las cosas sean verdaderas, no si vivimos en una república o en una monarquía. En el fondo es el infantilismo de nuestra época el que nos hace discutir por cosas banales.

La abdicación del rey Juan Carlos ha suscitado una polémica mucho menor de lo que se pensaba. En general, los partidos más establecidos en el poder han apostado fuerte por la institución. De hecho, por primera vez desde tiempo inmemorial, Mariano Rajoy ha alabado abiertamente la actitud de su bestia negra, el PSOE liderado por el otrora poderoso Alfredo Pérez Rubalcaba. Increíble.

La prensa del régimen ha hecho piña así mismo con la monarquía: ABC, La Razón, etc, todos ellos han intentado dar una perspectiva de “estabilidad institucional”, “normalidad democrática” y otros lugares comunes.

03/06/2014

El verdadero significado de “Podemos”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoReconozco que me llamó la atención el programa de Podemos, por el protagonismo que le brindaron los medios de comunicación nacionales en calidad de “novedad” de las elecciones. Yo, desde antes, vi con simpatías su defensa de los desahuciados y su negativa a aceptar lo inadmisible: la hegemonía absoluta del capitalismo y la depauperación progresiva de las clases medias.

Por mucha retórica democrática que se quiera echar al asunto, no es aceptable un sistema en el que se abren a marchas forzadas abismos entre clases sociales, un sistema en que hay ricos cada vez más ricos y pobres cada vez más pobres. Pese a saberles de izquierdas, dado que he mirado siempre con conmiseración el dogmatismo cerril de la izquierda –en el pasado ese dogmatismo se cobró millones de vidas de “revisionistas”, “contrarrevolucionarios” y demás-, pensé que el “fair play” intelectual me obligaba a escucharles.

26/05/2014

“Ein Gespenst geht um in Europa”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo“Un fantasma recorre Europa”: eso es lo que quiere decir el título del presente artículo. Pero es un fantasma muy diferente al que pretendieron Marx y Engels, en su “Manifiesto Comunista”.

Es un fantasma que constata la debacle a la que nos ha conducido el actual régimen de cosas y que pone en evidencia el principio del fin de las ideologías ilustradas. Porque resulta que en la época de “consolidación” de la Unión Europea, que coincide con el incremento del nivel de vida de muchos europeos, resulta que prolifera el “euroescepticismo” y el rechazo de la Unión.

Parece que florecen por todas partes alternativas políticas que los periodistas apesebrados –a veces simples comisarios políticos dignos de lo más rastrero de la STASI- se empeñan en calificar de “antidemocráticas”, “xenófobas”, carcas, etc, sin analizar en profundidad las razones por las que se dejan seducir millones de europeos.

15/05/2014

¿Es nuestro mundo tal como lo vemos?

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoMás allá de las elecciones europeas, del gobierno de turno y de acontecimientos más mediáticos que históricos, existen ideas que conforman la manera en que entendemos el mundo.

Más allá de las elecciones europeas, del gobierno de turno y de acontecimientos más mediáticos que históricos, existen ideas que conforman la manera en que entendemos el mundo. Son referencias indiscutidas conforme a las cuales juzgamos lo que sucede alrededor. Establecer estas ideas confiere mucho poder porque con ellas se define lo que es correcto y lo que no, lo que puede estar en el debate y lo que se halla fuera de cuestión.

06/05/2014

¿Qué buscan con desestabilizar a Rusia?

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo¿Por qué ese interés en tocarle las narices al oso ruso? ¿Permitiría EEUU que se amparase una desestabilización en su patio trasero? ¿Cómo es que el demonio Putin es un líder bien valorado?

Cuando el último verano Putin consiguió no solo que los EEUU no dirigieran sus ataques aéreos contra Siria, sino también que se relajara la tensión con Irán, el presidente ruso procuró a los norteamericanos una salida honrosa del avispero en el que se habían metido.

Pero también se ganó poderosos enemigos; especialmente, los neoconservadores y otros afines que se encuentran en puestos claves de la administración estadounidense.

24/04/2014

¿Es la democracia una estrategia de poder?

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Recientemente el cofundador de Mozilla fue cesado por financiar una campaña contraria al matrimonio homosexual. Claro. libertad de expresión debe existir siempre que se opine lo mismo que yo

Hace poco, Brendan Eich, el inventor del Java-Script y cofundador de la empresa de software Mozilla –entre cuyos logros se cuenta el famoso navegador de internet Mozilla Firefox- ha sido cesado como director ejecutivo (CEO) de la exitosa compañía que ayudó a crear. ¿El motivo? Dio 1.000 (mil) dólares a los defensores de la “proposición 8”, votada mayoritariamente por los californianos en 2008 para que fuera prohibido el matrimonio del mismo sexo en su Estado.

09/04/2014

Adolfo Suárez y la “Santa Transición”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Ni un atisbo de crítica. Su muerte le ha relegado al universo de los santos laicos. Nadie habla de los problemas que se gestaron durante su gobierno y que a día de hoy todavía permanecen…

La muerte de Adolfo Suárez ha relegado al universo de los ´santos laicos´ al famoso líder de Cebreros. Durante días, los medios de comunicación nos han recalcado hasta la saciedad la trascendental tarea de Suárez durante la ´Transición´.

Según todos, de manera más o menos unánime, Suárez inauguró la ´concordia´ en España. Solo recuerdo haber leído un atisbo de crítica en un artículo de José María Carrascal que, aunque veía algunas cosas negativas, se las disculpaba en nombre de no se qué argumentos. Según la leyenda oficial, Suárez fue objeto de ´traidores´ que dinamitaron su tarea desde dentro.

04/03/2014

Manuel Funes Robert

MANUEL FUNES ROBERT

por Eduardo Arroyo – Le conocía aproximadamente desde hace veinticinco años. Conversé con él en incontables ocasiones, muchas de ellas por teléfono y otras tantas presencialmente, en algún que otro pequeño café. Dos o tres veces en su casa. Recibí por correo docenas de sus escritos, a menudo dedicados. Le entrevisté en video y grabé varias conferencias que, a su vez, yo mismo organicé solo o con ayuda.

Obtuve así algunos documentos dignos de análisis y de reflexión por parte de todos aquellos que quieran conocer los acontecimientos de nuestra época.

08/02/2014

Las víctimas del libre comercio

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Hay mucha destrucción tras la apariencia frívola y a la vez pujante de la moda española. El sector, que en los 90 contaba con más de 300.000 empleos, tiene hoy alrededor de 135.000. Ahora, según dice Ángel Asensio, presidente de la Federación Española de Empresas de la Confección (Fedecom) en El País (23.8.2013), el 15% de la producción que se deslocalizó ya ha regresado a España y a Portugal. Parece que los puestos de trabajo, deslocalizados a China, no son ahora tan ventajosos para las empresas: de acuerdo con “The Boston Consulting Group” (BCG), China, ya no es tan atractiva como lugar de producción para exportar.

30/01/2014

El fracaso de la ortodoxia liberal

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – El pasado 20 de agosto de 2010 escribíamos en esta misma columna un artículo titulado a esclavitud de las ETTs. La denuncia del parasitismo económico practicado por este tipo de empresas levantó un revuelo en los comentarios a pié del artículo, posiblemente escritos por gente que ni ha sufrido a las ETTs ni tiene en su círculo de familiares a alguien que sufra esta moderna versión de la explotación económica. Pero en ese mismo artículo se citaba un interesantísimo trabajo de Steven Hill que conviene recordar ahora.

Etiquetas: ,
21/01/2014

¿Es Rusia la nueva referencia?

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Ha acontecido un fenómeno extraordinario: por primera vez desde hace tiempo, un líder de relevancia mundial realiza afirmaciones que no gustan a los gurús de la ideología dominante.

Escuché en una ocasión decir a alguien que la situación en el mundo es tan confusa para aquellos que defienden el orden tradicional que ya “ni siquiera sabemos si somos de los nuestros”. Esto, en realidad, es una gran falsedad porque lo que hay que defender está bien claro. Cosas como la patria, la familia o la fe en Dios han constituido la sangre misma de Occidente durante siglos, aunque ahora la Unión Europea venga a explicarnos en su Constitución que Europa se debe al pensamiento Ilustrado.

Algo similar puede decirse de la casi totalidad de dirigentes occidentales: para ellos, la cosa no tiene color y debe apostarse sin condiciones por la “emancipación” moderna. Pero en la chusca afirmación de más arriba, lo que se oculta en verdad es un grave problema de liderazgo social e incluso político. Dicho de otro modo, la confusión crece porque nadie ve alzada una bandera ni un líder con el suficiente carisma para que millones escuchen su voz, para que esos millones de occidentales, que existen y que son ignorados sistemáticamente, dejen de pensar que lo que ellos creen lo creen solo unos pocos.

Ahora resulta que ha acontecido un fenómeno extraordinario: por primera vez desde hace tiempo, un líder de relevancia mundial realiza afirmaciones que no gustan a los gurús de la ideología dominante. Esta, y no otra, es la razón por la que una y otra vez se ve atacado en los medios. Su nombre es Vladimir Putin. La prensa occidental le presenta como una especie de neo-estalinista, que sistemáticamente machaca a la oposición.

11/01/2014

La verdad

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo Cuando la colección de subnormales de FEMEN irrumpieron en la misa de Navidad de la catedral de Colonia alegando “derechos” de sus genitales -femeninos, esos sí- sentí pena por el género humano. Pensé lo poco, lo absurdamente poco, que se esgrimía para impugnar lo mucho. La razón es que esas chicas, detritus virulento de la idelogía feminista, carecen no solo de la mínima formación de lo que ellas son, sino también de lo que las personas han demandado siempre de la vida; esto es, sed de absoluto.

Naturalmente, ellas exigen “más aborto”, “más derechos”, etc. Pero no justifican medianamente nada. Hablan de “la historia”, “la mujer” y demás pero el nivel de autoexigencia de la época no exige a su vez que ellas den razón de lo que dicen. Por eso, un par de idiotas que cantan “punk” en una catedral moscovita son dignas de atención mediática y no merecedoras de lástima.

La razón última es una pérdida de derechos. Pero derechos de algo mucho más importante que los de unas niñas histeroides: los derechos de la verdad. ¿Quién respeta hoy la verdad? Nadie. Y digo nadie porque es precisamente nadie quién piensa antes de decir y proponer, antes de lanzar una idea con visos de credibilidad y que, gracias al moderno marketing, seguirán millones. Nuestros políticos son un buen ejemplo de lo que digo.

Alfredo Pérez Rubalcaba culpa al PP de cosas que sucedían exactamente igual en todos los gobiernos a los que él ha pertenecido. Hace falta cara dura para que un dinosaurio de la época más oscura del felipismo, vaya pontificando acerca del paro, los derechos y la paupérrima situación de la gente trabajadora. Los que hemos padecido a sus sucesivos gobiernos, ¿notamos acaso alguna diferencia respecto de ahora?

09/01/2014

No hay fiscal para esto

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – La alcaldía de la ciudad británica de Birmingham lo tiene claro: si usted utiliza en alguno de sus correos electrónicos la versión abreviada de “communist” -“commie”- su mensaje será rápidamente bloqueado. La razón es que “commie” está en una lista de palabras ofensivas, agresivas, términos racistas, homofóbicos, antisemitas, sexistas y discriminatorios en poder del ayuntamiento. Por supuesto, no sucede igual con las palabras “nazi” o “fascista”, que tan alegremente se pronuncian en la política de hoy día.

Para conseguir esta alquimia intelectual, ha hecho falta, naturalmente, mucha labor propagandística detrás. Esto es lo que sucede en España desde hace tiempo. Efectivamente en nuestro país, además de la tarea de lavado de cerebro y de lobotomización mediática, sucede que esos mismos lobotomizados ocupan puestos dirigentes en nuestra sociedad.

Así, el teniente fiscal de la Audiencia Nacional en San Fernando de Henares, Madrid, Jesús Alonso, ha tomado la decisión de informar a favor del acto proetarra que tendrá lugar hoy día 4 de enero en Durango. Tras analizar los informes de la Policía, la Guardia Civil y la Ertzaintza, la conclusión de Alonso es que de la mera convocatoria no se puede deducir que, con ella, se esté ensalzando a ETA. Entre los argumentos que esgrime Alonso para llegar a esta brillante conclusión figura el hecho de que se celebre en un lugar cerrado y que haya sido un particular el que haya solicitado el alquiler del local.

¿Es idiota Alonso? ¿Es un farsante? Nada de eso. Y ello a pesar de que cosas mucho peores que ésta deben de estar pensando las víctimas del terrorismo a quienes Alonso ha humillado con su decisión. Alonso es un producto perfecto de la ingeniería ideológica obrada en España en los últimos treinta años. Pero no es un jurista. Si los convocantes del acto fueran del otro extremo del espectro, por salvar su normalización social, por convicción ideológica o por la simple respetabilidad que merece un eminente “aparatchik” como él, adoptaría la decisión de prohibir inmediatamente el evento. Se dirá que esto es un juicio de intenciones. Puede ser.

19/12/2013

En defensa del simposio

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoLos que ahora se rasgan las vestiduras son los mismos que hace años condenaban o huían de quienes hablaban de España. Y creen que por la vía administrativa frenarán el desvarío nacionalista.

Leo un artículo de Jesús Laínz en El Diario Montañés titulado “¿España contra Cataluña?”, en alusión al célebre simposio catalán. La conclusión del artículo es clara: el Govern debería de ir adelantando trabajo y emplearse a fondo en la quema de libros y periódicos, para justificar con hechos la “opresión” de Cataluña por España.

En tan solo un folio, Laínz muestra ejemplos de cómo el amor a España ha sido el canon de conducta de los catalanes desde que Cataluña existe. Por supuesto, no era este un amor de solo una parte de los catalanes, sino del pueblo en su conjunto, desde las clases humildes hasta sus instituciones. Así que Artur Mas –antiguamente Arturo a secas- debería aplicar los métodos de Farenheit 451, descritos en la conocida distopía de Ray Bradbury, antes de que le pille el toro.

Laínz cierra su artículo con una frase de Mark Twain: “Muchas cosas no suceden como debieran, y la mayor parte de ellas ni tan siquiera llegan a suceder. Es la tarea del historiador consciente corregir estos defectos”. Que un grupo de “historiadores conscientes” –con la excusa de lo “académico”- estén ahora en puro trance corrector, lo único que debería de enseñarnos es hasta qué nivel de “chusmificación” ha caído la universidad española.

07/12/2013

Crisis y patriotismo

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoEl primer deber de justicia es para la patria, ligada al concepto de lo que somos; eso que ahora muchos llaman “identidad”, pero una identidad total, que asume con honradez su pasado.

La liberación de etarras, asesinos en serie y violadores trae de cabeza a la gente normal. Para explicarlo se ha llegado a postular la existencia de un pacto entre la clase política y ETA a fin de liberar a toda la basura. Puede ser. La liberación de tipos como el “violador del ascensor”, el asesino de Anabel Segura y otros por el estilo -posiblemente mejor gente que los etarras o, en todo caso, no peor- sería solo la tapadera de la operación. También puede ser. Pero la verdad es que nos faltan datos, aún en la era de la libertad de prensa, de la libertad de expresión y de otras palabras retóricas que solo ocultan la verdadera tramoya del poder.

Por eso la reflexión tiene que ser diferente. Primero, la corrupción de los intelectos. Escucho a Marugán, director del diario La Razón, creo, explicar tranquilamente en la radio que Mariano Rajoy “ha salvado España”. Deduzco que la crisis, piensa él, es solo una consecuencia de la situación heredada de Zapatero. Este simplismo no le quita ni un ápice de prestigio al célebre director. Así, un par de cambios en algún que otro índice macroeconómico -de esos que los economistas emplean para no reflejar nada de la vida real- y la claque liberal queda contenta.

El estancamiento del paro, la generalización de la precariedad, la quiebra de la justicia, la desmoralización general, la callada por respuesta a la secesión abierta en Cataluña y cosas similares, son secundarias si un pez gordo de Fitch o Moody´s lanza tres o cuatro loas a “los inversores”. Marugán habla en el “comité central” liberal -por aquello de que la ultraizquierda de antes se ha reciclado hoy en el ultraliberalismo- de EsRadio. Su anfitrión, Jiménez Losantos, manifiesta poco antes que a él, que Cataluña sea independiente le da igual: lo que le importa es que sea con “su dinero”. Trascendente afirmación. Pienso que a mi el dinero de los liberales me importa un comino y que la independencia de Cataluña me importa por la depravación moral que supone en tantos órdenes, por la claudicación ante la mentira, por el triunfo de la estafa y de la chusma, por la pérdida del patrimonio legado con tanta sangre y sacrificio; en fin, por muchas cosas que no son el dinero. Pero así de perdidos estamos si tan poca razón damos sobre lo que somos y queremos.

10/11/2013

Caídos del trabajo

EDUARDO ARROYO

Puedo imaginar el nudo en la garganta que producen miles de voces cantando el himno minero “Santa Bárbara Bendita”, al final de las exequias de los nueve mineros fallecidos en el pozo “Emilio del Valle” que se han celebrado en el polideportivo del municipio leonés de Santa María de Gordón.

Este himno siempre indujo en mi una rara gravedad, con su ritmo cadencioso hecho de solemnidad y amargura, una gravedad que solo puede nacer de la tremenda consideración que impone una de las profesiones más duras y a la vez necesarias en el mundo actual: la mina. Aunque sea por la tristeza que conlleva la muerte, episodios como éste tienen la virtud de unir a los hombres en una sincera y extraña hermandad.

Para comprenderlo es preciso entender el trabajo fuera de los esquemas economicistas típicos del marxismo y del liberalismo, y apelar a la dimensión real de la mística del trabajo. Y es que pocos hacen hoy del trabajo ese altar de dignidad que supone el ganar el pan con el propio sudor. Por eso consideran que el trabajador es un mero factor de producción, una variable económica que se rige por criterios de pérdidas y ganancias. En Santa María de Gordón se ha visto que el trabajo en general, y especialmente el trabajo de los mineros, es mucho más que eso. Es el esfuerzo del pueblo y de la comunidad, viva y palpitante, gracias a la cual todos vivimos de uno u otro modo.

Para los economistas del sistema, el asunto de la minería es una cuestión de rentabilidad económica, de obtención de materias primas. Por ello están dispuestos a “deslocalizar la producción” y aceptar, en nombre de no se qué ley económica, cosas como la competencia de países con mano de obra esclava o el cierre de la mina. Ni siquiera se preguntan si ese pozo en el que nueve compañeros derramaron sus vidas ha dejado hoy de ser un elemento productivo para pasar a ser una tumba en la que los muertos no dejan sus cuerpos pero sí su sudor, su esfuerzo y su ilusión por vivir. En la mística del trabajo, sudor y esfuerzo son cualidades que embellecen el alma, de manera que a mayor esfuerzo el alma se engrandece y alcanza una mayor dignidad.

04/10/2013

Cuando la hegemonía ideológica se convierte en ley

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – La reforma del Código Penal de Alberto Ruiz Gallardón es una reforma con un sentido político muy claro: el de garantizar, so pena de represión legal, todo lo impuesto desde la izquierda.

Reformula los delitos de “odio” y adopta una redacción claramente política ya que nadie va a aplicar este tipo penal a organizaciones políticas que azuzan el odio “de clase” y cuyas fuentes ideológicas han teorizado sobre los fundamentos y razones para el enfrentamiento e incluso la aniquilación armada hasta la saciedad. En la legislación del futuro habrá solo un tipo de odio perseguido por ley y así, en la presente reforma, el “odio” -referido exclusivamente a la consabida cantinela del “racismo y la xenofobia”-, se centra en minorías o motivos “antisemitas” y aparece redactado, en la nota de prensa del Ministerio de Justicia, de una manera tan ambigua que una simple crítica a la inmigración ilegal puede rozar o caer de pleno en el delito.

¿Por qué? Pues por que el canon moral de lo que es “bueno” o “malo” en las sociedades occidentales corresponde a la izquierda política y, especialmente, a la izquierda cultural. Los llamamientos a la violencia armada, frecuentes en internet dentro de webs de grupos “radicales” o el “negacionismo” de los discípulos del delirante Grover Furr ni siquiera se plantea que puedan constituir un hecho delictivo.

Recientemente, los beocios de ETA han manifestado que rechazan asumir “el relato de los opresores”. Lo dicen porque durante años han extendido con notable éxito propagandístico su propio relato, según el cual ante el hecho de un policía municipal despedazado por ETA no existe más responsable que el propio policía, por pertenecer a una “organización criminal” que es el “Estado español”. La bomba de Hipercor, que acabó con la vida de veintiún transeúntes y clientes del citado supermercado, solo cabe imputarla a las víctimas y así sucesivamente. Naturalmente, y esto nunca se dirá suficiente, el éxito del “relato de los liberadores” se ha basado en buena parte en la benevolencia con el que el propio marco político ha tratado a una organización de izquierdas como ETA. Véase las sucesivas sentencias del Tribunal Constitucional del nunca bien ponderado Pascual Sala y los millones de euros de fondos públicos de los que han disfrutado en calidad de fuerza política legal.

15/09/2013

La marcha hacia el desastre

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoEn el país que ejecuta a través de sentencias que alegan haber probado los hechos “más allá de la duda razonable”, parece un sarcasmo matar a miles al amparo de una información incierta.

La columnista y analista de The Wall Street Journal Peggy Noonan ha escrito recientemente que el asunto de la guerra con Siria “parece una lucha entre el país y Washington”. Los “think tanks” del partido de la guerra y los medios afines están todos a favor de los ataques aéreos. Basta leer The Washington Post, The Wall Street Journal o The Weekly Standard.

Dicen que incluso en los pasillos de la aznariana Universidad de Georgetown se está a favor de la guerra, a diferencia de lo que sucede en los cuarteles y campamentos del ejército de los EEUU. No es de extrañar. El antiguo mayor general del ejército Robert H. Scales, hoy analista político, ha dejado muy claro lo que piensa en las páginas de opinión de The Washington Post (5.9.2013) (“A war the Pentagon doesn´t want”, la guerra que el Pentágono no quiere): “(nuestros combatientes) están cansados de aprendices de soldado que siguen enamorados de las máquinas de guerra sanguinarias… los soldados de hoy conocen la guerra y desconfían de los políticos civiles que quieren que el ejército libre una guerra que ni ellos ni sus seres queridos van a experimentar de primera mano”.

El artículo del antiguo director de la Academia de Guerra refleja el sentir del pueblo americano. Las encuestas revelan una abrumadora oposición del pueblo a la guerra. Se dice que la credibilidad del país está en juego pero, en vez de aceptar los errores del pasado y asumir la responsabilidad por ellos, como haría un verdadero líder, Obama y su administración parecen empeñados en una de las peores cosas que puede acontecerle a un ser humano y a una colectividad: perseverar en el error.

17/06/2013

Una visión heterodoxa sobre la reforma de las pensiones

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoLa “memoria histórica” va mucho más lejos: se ha cebado sobre las pensiones.y el sistema de protección inaugurado por la ley de bases de seguridad social de 1966 y similares.

El borrador de los expertos del gobierno ha sentado dos importantes cambios respecto al pasado: en primer lugar, la desvinculación del incremento de las pensiones del IPC y, en segundo lugar, su vinculación con la esperanza de vida del momento. Así mismo, se pretende que la revalorización de las pensiones dependa de la caja del sistema. Esto es lo que ha llegado hasta este blog, pasados los primeros momentos de confusión tras tan trascendental cambio en nuestro sistema. Pese a ello, las ondas de radio y televisión están plagadas de tertulianos que anuncia con voz grave que “no hay más remedio”.

En el contexto del PP, la cosa no podía ser más chusca: tras pasar por la oposición afeando sin cesar la conducta al gobierno socialista y alardeando de una superioridad en la concepción económica, los chicos de Génova no solo han conseguido llevar el paro a cotas nunca vistas, sino que han subido impuestos de una manera salvaje y recortado prestaciones y salarios de modo similar. La gracia está en que, tras soslayar todos los debates de la izquierda en todos los terrenos aduciendo que lo importante era la lucha contra la crisis económica, es precisamente frente a la crisis económica donde se cuenta el mayor de sus fracasos. La guinda del pastel, no podía ser más terrible: el ataque a la categoría más indefensa del todo social -la vejez- y, más aún, el ataque a la vejez del futuro.

07/06/2013

El fin de la Unión Europea

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoLos eurócratas tendrán menos apoyo cada vez y es muy posible que la salida de la UE, que hoy es una opinión cada vez menos marginal, acabe desintegrando la Unión por la fuerza de los hechos.

El próximo miércoles Durao Barroso “recomendará” a Mariano Rajoy las “reformas” que debe implementar para luchar contra la crisis. Mientras tanto, un grupo de diputados de ERC “pagan” sus impuestos en una “Agencia Tributaria Catalana”, demostrando así lo poco que entienden de lo que pasa y lo mucho que les gustaría tener su propio cortijo. La actitud de estos sujetos, paradigma de la estupidez, la incompetencia y la ignorancia – ERC ha dado en su historia buena prueba de todo ello- es un caso bastante ilustrativo de la clase política europea en general, especialmente en los últimos 25 años.

No puede ser de otra manera: tras llenarse la boca con el asunto de la “construcción europea” hasta machacar los oídos del más insensible, el efecto y las consecuencias de las políticas apoyadas, por activa y por pasiva, por esa misma clase política está conduciendo a la Unión Europea a una desintegración ahora incipiente pero inexorable. Inexorable porque no se ven las palancas por las cuales esa misma Unión Europea puede resurgir y pesar en el conjunto de la escena multipolar del mundo del siglo XXI. En el extremo de esta incompetencia se halla gente como los diputados de ERC que, no solo es que apuesten por las delirantes tesis del nacionalismo catalán, sino que buscan la atomización de algo ya de por si pequeño y, en consecuencia, sujetarnos más aún a la pérdida de soberanía y de libertad que la Unión Europea ha supuesto desde que en 1985 el PSOE nos apuntara a tan singular club.

16/05/2013

La Comisión nos da la puntilla

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo“Por fin”, reza la portada de ABC, una vez que Mario Draghi ha bajado el precio del dinero hasta el histórico 0,5%. El resto de la prensa se hace eco de la noticia.

Es una pena que haya que llegar a los 6 millones de parados para que alguien considere que el precio del dinero en origen es determinante del nivel de actividad económica general. Cuando hace unos meses titulamos un artículo de esta misma sección Mariano Rajoy, el hombre de los seis millones de parados nos equivocamos: era el hombre de los “seis millones doscientos mil parados” y muchas cosas más: un fracaso solo comparable al de Olli Rehn y la Comisión Europea. Ni una de sus medidas ha surtido el efecto deseado. Tan solo se limitan a suscitar falsas expectativas postergando el inicio de la “recuperación” para dentro de un par de años.

Lamentablemente, las explicaciones de Rehn, en la mañana del día 3 de mayo, han sido un nuevo jarro de agua fría: la recesión y la caída de la economía española se confirman. Todo esto estaba al alcance de cualquiera que quisiera enterarse, pero no de los intoxicados por el prejuicio liberal y por la distorsión partidista en general. La pobre Esperanza Aguirre, con la tranquilidad que da el saberse dentro de la política únicamente como voz crítica, afirma que el gobierno tiene razón “en todo” y que hay que avanzar en el “ideario del PP”. Su éxito radica solo en que dice con energía enorme vaciedades inmensas Pero los españoles, señora Aguirre, no tenemos tiempo para chorradas.

A ninguno nos va a contratar, si nos despiden, una agencia de cazatalentos e historias similares. En política, entérese, no basta con ser más o menos lenguaraz; hay que ser eficaz y su partido, el PP, que ha abandonado todo por la economía –de hecho no ha derogado una sola ley de la era Zapatero, de esas que sancionaban con el poder del Estado la dictadura de lo políticamente correcto- está fracasando en aquello de lo que alardeaba. Su historia de consolidar las bases del crecimiento, de las “reformas estructurales”, etc., es una receta incapaz de parar lo que está sucediendo ya. Y mientras tanto, el ajuste, la “austeridad”, et.c, que ya arruinaron a la España del “felipismo”, están hoy mermando el crecimiento de la propia Alemania, tan neoliberal, tan austera y tan disciplinada en lo presupuestario.

20/04/2013

Qué es la manipulación mediática

EDUARDO ARROYO

por Eduardo ArroyoLa manipulación mediática modela todo lo que usted lee, lo que piensa y lo que cree. No es poco. Así que si no le interesa el tema, debería interesarle.

Antes, solo eran de temer los agentes del gobierno y los propagandistas privados que pululaban por ahí. Ambos explotaban el hecho, justificado o no, de que la gente cree que la letra impresa es seria y dice la verdad. Pero en la era de las webs, los blogs y las comunicaciones por satélite todo esto ha llegado bastante más lejos.

El pasado mes de julio, Ryan Holyday, en la revista Forbes, escribió un artículo notablemente interesante titulado What is Media Manipulation? A Definition and Explanation (¿Qué es la manipulación mediática? Una definición y una explicación). Holyday explica que “actualmente, en nuestro ciclo mediático de blogs y webs, nada puede escapar a la exageración, distorsión, invención o simplificación. Y lo se porque yo soy un manipulador mediático. Mi trabajo consiste en hacer que la gente haga o crea cosas que de otro modo no haría o creería. La gente como yo está ahí, tras las bambalinas, moviendo los hilos de los títeres”.

Según Holyday, “cuando las noticias no se deciden por lo que es importante sino por lo que los lectores clickean; cuando el ciclo va tan rápido que las noticias no pueden ser sino necesaria y regularmente incompletas… la manipulación es el status quo” y no la excepción de la regla. Para el columnista de Forbes, “hoy día, los medios –basados fundamentalmente en blogs- resultan atacados desde todos los frentes, por el hundimiento económico de sus negocios, por fuentes deshonestas, titulares inhumanos, cuotas de visionado, editores codiciosos, escasa preparación, por la demanda de audiencia y por otros muchos factores.

02/04/2013

Chipre o el mayor golpe de Estado

EDUARDO ARROYO

La “troika” ha impuesto a Chipre condiciones radicales para seguir en el euro. Antes de Chipre fueron Portugal, Italia y España. De hecho, en nuestro país la política económica que sacude a millones de hogares no es dictada en absoluto por el gobierno de Madrid, como pretenden los estúpidos nacionalistas periféricos.

Madrid a lo sumo puede capear algo el temporal y marcar -solo en parte- los tiempos, pero el recorte del déficit autonómico, por ejemplo, viene impuesto desde Bruselas. Creer, como hace Artur Mas o la lamentable Mintegui, que les iba a ir mejor en Europa como Estado “independiente” es no entender absolutamente nada o bien dejarse guiar por la ceguera del odio a lo español. Pero a efectos del debate de ideas estos personajillos ni siquiera cuentan.

Lo que importa es que toda una receta económica se impone a todos los pueblos que forman la llamada “Unión Europea”. Erróneamente -y también estúpidamente-, se atribuye a Alemania la imposición de “recortes” y otras condiciones económicas, lo cual la izquierda aprovecha para imputar a la liberal Angela Merkel el origen de las desgracias que padece la clase trabajadora. Esto constituye una falsedad de calado porque como han demostrado los “economistas aterrados” -izquierdistas confesos- en su “España intervenida”, la propia Alemania está ya padeciendo los efectos de la “austeridad” y del “Pacto de Estabilidad y Crecimiento”. Entonces, cabe preguntarse, ¿qué demonios está sucediendo? Para comprenderlo hay que dejar claro algunas ideas.

21/03/2013

Contra la “Marca España”

EDUARDO ARROYO

por Eduardo Arroyo – Hace ya algunos años que Javier Ruiz Portella publicó su libro España no es una cáscara, reivindicando que no puede definirse el todo por la parte y que, en consecuencia, la nación española no es solo un armazón jurídico de derechos, como han pretendido desde los chicos de Aznar hasta las peores simas del socialismo español e incluso algunos “nacionalistas” moderados. Inmersos en el espíritu de la sacrosanta transición, para contentar a todos, incluso a aquellos a los que no se puede contentar –que diría Julián Marías- España debe concebirse como un “espacio de derechos”.

Dado que a nadie le gusta renunciar a derecho alguno, parecía lógico esperar que esa “nueva España” iba a suscitar la adhesión de todos. Craso error. Para los enemigos sempiternos de España, los derechos deben existir independientemente de quién los otorgue, y eso no tiene que depender forzosamente de la nación española. Así que, cuando supuestamente se pensaba que iban a ahorrarse las mil explicaciones históricas que han hecho de España un sujeto histórico, político e incluso espiritual de primer orden en la historia de Occidente –algo que recordaba demasiado al franquismo-, al final resulta que vaciar a España de contenido no ha servido nada más que para minar los fundamentos que permiten reivindicar España ante el mundo. Tampoco ha servido para evidenciar el inmenso fraude que suponen las “naciones” imaginarias del ridículo y delirante “nacionalismo” periférico.

Pero lo que Ruiz Portella no pudo imaginar es que ese proceso de vaciamiento iba a ir un paso más allá. Como no hay derechos sin una mediana solvencia económica, el sector más fanático del mercado pasó a propalar la idea de que España es una especie de superpotencia económica: se trata de una economía más “dinámica” y “competitiva” de lo que creemos, dos palabras tótem de la “Nueva Política Económica” (NEP) del ultraliberalismo. Por eso, no es nada extraño que ahora España pase a ser una “marca”. Desde luego, la denominación de “marca España” no es en absoluto inocente. La idea es que España tiene que ser vendible en el exterior y, por supuesto, ello solo puede lograrse adaptándose a los cánones del proyecto global del mercado.