¿Serán armas nucleares de Washington las que nos matarán a todos?

PAUL CRAIG ROBERTS

por Paul Craig Roberts* – ¿Sabía que Washington tiene 450 misiles balísticos nucleares intercontinentales para enfrentarse a un supuesto “estado de alerta instantánea”? Washington cree que esto nos da más “seguridad”.

El razonamiento, si se le puede llamar como tal, es que ser capaz de lanzar un misil en pocos minutos, hace que nadie se atreva a atacar a EE.UU. con armas nucleares. Según el plan, los misiles estadounidenses estarán ya de camino antes de que los misiles del enemigo puedan llegar a los EE.UU.

Si esto te hace sentir seguro, te recomiendo que leas el libro de Eric Schlosser, “Command and Control”.

El problema con estas armas de gatillo sensible es que se pueden disparar por error o accidentalmente, y de forma no autorizada. Schlosser ofrece una lista de lanzamientos equivocados que podrían haber traído Armagedón al mundo.

En Catalyst, una publicación de la Unión de Científicos Preocupados, Elliott Negin cuenta la historia del teniente coronel soviético, Stanislav Petrov. Justo después de la medianoche en 1983, el sistema de satélites de alerta temprana de la ex Unión Soviética, dio la alarma informando que  5 misiles balísticos nucleares intercontinentales de los Estados Unidos, se dirigían a la Unión Soviética.

Supuestamente, el coronel Petrov debía informar al líder soviético, que tendría entre 8 y10 minutos para decidir si lanzar un contraataque. ¿Quién sabe lo que hubiera decidido el líder soviético? A cambio, Petrov usó su juicio. No había ninguna razón para que los EE.UU. atacaran a la Unión Soviética. Por otra parte, Petrov razonó que un ataque estadounidense implicaría cientos o quizá miles de misiles balísticos intercontinentales. Comprobó si el radar instalado en el territorio soviético había detectado algún misil, y no lo había hecho. Petrov decidió que era una falsa alarma, y ​​actuó según esta creencia.

Resultó que el sistema de alerta temprana, había confundido un patrón de reflexión de la luz del sol en las nubes con los misiles. Esta vez escapamos de una guerra nuclear por un pelo. Sin embargo, como Negin asegura en su artículo “un estropeado chip de computadora o una tarjeta de circuito instalada inadecuadamente, son algunos de los elementos” que podrían detonar una guerra nuclear. En otras palabras, las fuentes de falsa alarma son innumerables.

Avancémonos rápidamente hasta hoy. Imagine a un oficial estadounidense a cargo del sistema de alerta temprana de Estados Unidos. Desde hace 15 años, este oficial ha estado escuchando la propaganda de guerra, acompañada por las noticias de invasiones y bombardeos que ha llevado a cabo Estados Unidos en 8 países. Abundan amenazas terroristas y alertas de seguridad, así como las llamadas de los políticos estadounidenses e israelíes para bombardear a Irán. Los medios de comunicación le han convencido de que Rusia ha invadido a Ucrania y está a punto de invadir también a los países bálticos y Polonia. Tropas y tanques estadounidenses se han dirigido hacia las fronteras de Rusia. Se habla de proporcionar armas a Ucrania. Putin es peligroso y está amenazando con iniciar una guerra nuclear, instalando sus bombarderos estratégicos cerca de nuestras fronteras y llevando a cabo ejercicios nucleares. El oficial estadounidense acaba de escuchar una de las llamadas rutinarias de Fox News para “matar a los rusos”. Los republicanos le han convencido de que Obama está vendiendo EE.UU. a Irán, y le están sonando en la cabeza las palabras del senador Tom Cotton sobre la guerra nuclear como consecuencia de las políticas de Obama. Todos vamos a ser asesinados, porque hay un “musulmán” en la Casa Blanca.

¿Por qué nadie se levanta para defender EE.UU.?, se pregunta el patriota oficial estadounidense, en este instante se activa la alarma: misiles balísticos intercontinentales detectados. ¿Son los rusos o los iraníes? ¿Tuvo razón después de todo el régimen israelí? ¿Se trata de un programa oculto iraní de armas nucleares? ¿O Putin ha decidido que EE.UU. está obstaculizando su camino hacia la reconstrucción del imperio soviético que los medios de comunicación estadounidenses señalan como su meta? no hay lugar para razonar en la mente del oficial estadounidense. Su mente está repleta de la incesante propaganda que los estadounidenses llaman noticias. Transmite la advertencia.

En la Casa Blanca, el rusófobo asesor neoconservador de Seguridad Nacional de Obama grita: “¡No puede dejar que Putin salga con la suya”. “Podría tratarse de una falsa alarma”, responde el presidente, nervioso y agitado. “¡Ustedes los liberales…! ¿No sabe que Putin es peligroso? ¡Apriete el botón!”

Y así queda marcado que destino del mundo.

Tenga en cuenta la creciente rusofobia con la que el Ministerio de Propaganda está contagiando a los estadounidenses, la demonización de Vladimir Putin a quien llaman el “nuevo Hitler” y el Vlad el Impalador(el conde Drácula), la creación propagandística de “la amenaza rusa”, el descabellado deseo de los neoconservadores de controlar el mundo, el odio hacia Rusia y China como los rivales cada vez más capaces de ejercer un poder independiente, la pérdida de estatus estadounidense como el único poder mundial y el único capaz de actuar de forma unilateral y sin restricciones. Entre estas emociones y las mentes alimentadas no por los hechos sino por la propaganda, la arrogancia y la ideología, hay una gran posibilidad de que la respuesta de Washington a una falsa alarma marque el fin de la vida en la tierra.

¿Cuánta confianza tiene usted en Washington? ¿Cuántas veces Washington, especialmente los enloquecidos neoconservadores de Washington, se han equivocado?

¿Recuerda el proyecto de “guerra de 3 semanas” en Irak que iba a costar 70 mil millones de dólares e iba a ser pagada con los ingresos del petróleo iraquí? Ahora el costo ha llegado a 3,000 mil millones de dólares y va a aumentar aún más después de 12 años. Además, el grupo terrorista EIIL controla la mitad del país árabe. Para pagar las guerras, los republicanos quieren “privatizar”, es decir, quitarnos la seguridad social y cuidados médicos.

¿Recuerda “Misión Cumplida” en Afganistán? Doce años más tarde los talibanes han tomado el control del país y Washington, después de asesinar a mujeres, niños y ancianos de los pueblos, ha sido expulsado por unos pocos miles de talibanes con armas ligeras.

Han culpado a Washington y al Ejército por estas derrotas. El mito es que hemos perdido porque no usamos todas nuestras fuerzas. Estábamos intimidados por la opinión mundial o por aquellos malditos estudiantes que protestaban contra guerra, o fuimos privados de la victoria por un presidente cobarde, un liberal… que no quiso utilizar todo nuestro poder. Por la derecha, la ira es una manera de vida.

Los neoconservadores creen fervientemente que la historia ha elegido a EE.UU. para gobernar el mundo mientras de hecho, hemos sido derrotados por las guerrillas vietnamitas, por miembros de tribus afganas, por los terroristas takfiríes, y ahora Putin ha enviado a sus misiles para terminar el trabajo.

Al fin habrá un tonto en la Casa Blanca que pulsará el botón.

La situación se está deteriorando, no mejorando. Los rusos, con la esperanza de algún signo de inteligencia en Europa, se oponen a mentiras antirusas de Washington. A su vez, Washington sostiene que esta contradicción veraz a su propaganda es propaganda rusa. Ha ordenado a la Junta de Gobernadores de Radiodifusión, una agencia gubernamental de Estados Unidos, encabezado por el expresidente de NBC News, Andrew Lack, a contrarrestar un supuesto e inexistente, “Ejército de Troles de Kremlin” que actúa más fuerte que los presstituistas occidentales y propaga un diálogo proruso en Internet. En caso de que no lo recuerdan, Lack es el mismo idiota que declaró la agencia noticiera RT como una “organización terrorista”. En otras palabras, en opinión de Lack, cualquier que dice la verdad es un terrorista.

Con estas palabras, Lack resume la opinión que tiene Washington de la verdadera información: si no sirve de propaganda de Washington, no es cierto. Es el terrorismo.

Lack espera poder controlar a RT mediante la intimidación: En efecto, ha dicho a RT que se calle y dice lo que se le permiten decir o nos encargaremos de que la cierren como una organización terrorista. Incluso podríamos detener a sus empleados estadounidenses como instigadores y cómplices del terrorismo.

Para contrarrestar a Rusia y su Ejército Trol en Internet, el régimen de Obama entrega15,4 millones de dólares al loco de Lack para desacreditar cada declaración verdadera que sale de los medios de comunicación rusos en inglés. Esta cantidad de dinero, por supuesto, se incrementará dramáticamente. Pronto llegará a los miles de millones de dólares, mientras que los estadounidenses son expulsados ​​de sus hogares y enviados a prisión por sus deudas.

En su solicitud, Lack, que parece carecer de todos los aspectos de la humanidad, incluyendo la inteligencia, integridad y moralidad, justificó el alto presupuesto, que será pagado del bolsillo de los estadounidenses, cuyo nivel de vida está cayendo día a día, con la alegación de que Rusia “amenaza sus vecinos, los Estados Unidos y sus aliados occidentales”.

Lack promete hacer aún más: “Los medios internacionales de Estados Unidos están ahora establecidos para refutar la propaganda rusa e influir en las mentes de los rusos y los rusofonos de la ex Unión Soviética, Europa y en todo el mundo”. Lack va a hacer propaganda contra Rusia dentro de Rusia.

Por supuesto, las organizaciones de la CIA-la Fundación Nacional para la Democracia y la Radio Free Europe /Radio Liberty se verán enriquecidas con esta campaña de propaganda antirusa y la apoyarán incondicionalmente.

Por lo tanto, la llamada de la Unión de Científicos Preocupados a cooperar con Rusia para retirar los misiles balísticos intercontinentales de estado de gatillo sensible es poco probable que llegue a recibir respuestas ¿Cómo pueden reducir las tensiones nucleares cuando Washington está creando nuevas tensiones tan rápido como puede? Ministerio de Propaganda de Washington, ha reconstruido un Putin parecido a Osama bin Laden y Sadam Husein, una figura demoniaca, un bogyman que evoca miedo en los cerebros lavados del ganado estadounidense. Rusia se transforma en un Al-Qaeda que se está preparando para otro ataque contra el World Trade Center y el Ejército Rojo (muchos estadounidenses piensan que Rusia sigue siendo comunista) va a desplegar por toda Europa.

Gorbachov era un estafador que engañó al viejo actor de cine. Los norteamericanos engañados son vulnerables ante los ataques y aquí vienen los misiles balísticos intercontinentales. Las vistas enloquecidas de los políticos, militares, y ciudadanos estadounidenses, son incapaces de comprender la verdad o reconocer la realidad.

Los “medios” propagandistas de EE.UU. y los neoconservadores enloquecidos han puesto la humanidad en el camino a la destrucción.

La Unión de Científicos Preocupados, de la que soy miembro, tiene que entrar en razón. Es imposible realizar una reducción de la amenaza nuclear, mientras una de las dos partes involucradas en el asunto hace todo lo posible para demonizar al otro. La demonización de Rusia y su líder por el New York Times, Washington Post, CNN, Fox News, y el resto de los sujetos dependientes del Ministerio de Propaganda de EE.UU., casi la totalidad de la Cámara y el Senado, y la Casa Blanca hace imposible cualquier intento al respecto.

El pueblo norteamericano y todo el mundo tienen que entender que la amenaza contra la vida en la tierra reside en Washington y a menos que Washington cambie radical y totalmente de postura, esta amenaza se mantendrá como la peor amenaza contra la vida en la tierra. Calentamiento global puede desaparecerse instantáneamente en un Invierno Nuclear.

* Dr. Paul Craig Roberts fue secretario adjunto del Tesoro de los EE.UU. y editor asociado del Wall Street Journal. Fue columnista de la revista Business Week, Scripps Howard News Service, y Creators Syndicate. Sus columnas publicadas en diferentes sitios de Web, así como las charlas que da en diferentes universidades, atraen un gran número de lectores y oyentes. Los últimos libros de Roberts son Failure of Laissez Faire Capitalism, Economic Dissolution of the West y How America Was Lost.

Fuente: HispanTV

2 comentarios to “¿Serán armas nucleares de Washington las que nos matarán a todos?”

  1. Excelente artículo, es ciertamente una realidad esa rusiafovia que ha declarado el imperio y sus poderes facticos, el mediático sobre todo y no olvidemos el papel de Hollywood en manos del lobbies económico sionista, una de las corporaciones económicas más retrógrados y anti rusos del imperio. Y viene a cuento este dato porque últimamente estoy observando que en sus películas, de acción y thriller sobre todo, los malos de las pelis suelen ser rusos, Gánster, terroristas, y gente de mal vivir y no por casualidad sino con la retorcida intencionalidad de incrustar en los cerebros del espectador una imagen de maldad y perversidad de los rusos en general.

  2. Reblogueó esto en muelasgaitany comentado:
    la locura de la guerra nuclear mas intensa que nunca.Y todo comienza en el período 5-5-5 de parravicini.
    Lean en ete blog escenarios de holocausto nuclear en tiempo real de la defcon en sitios de interés

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: